El maestro Juan Pedro Escalada, de gran contribución a la educación paraguaya, fallecía un día como hoy

Domingo, 13 de Agosto de 2017

Nacido en el año 1777, en el Río de la Plata, Juan Pedro Escalada hallábase vinculado a distinguidas familias patricias argentinas - escribe Juan Francisco Pérez Acosta -, como doña María de los Remedios Escalada de San Martín, María Eugenia Escalada de Demaría, el obispo Mariano José Escalada y Antonio José Escalada, canciller de la Real Audiencia de Buenos Aires. Siendo aún muy joven llegó al Paraguay.

En tiempos del gobernador Bernardo de Velasco y Huidobro, el maestro Escalada ya gozaba de gran aprecio. Desde 1807 se había dedicado a la enseñanza. Ocurridos los acontecimientos del 14 y 15 de mayo de 1811, que valieron al Paraguay su emancipación política, los gobiernos posteriores, inclusive el despótico de José Gaspar de Francia, distinguieron al educacionista con especiales atenciones. Juan Pedro Escalada considerábase, de hecho, ciudadano paraguayo. Contrajo enlace con Pastora del Rosario Fretes Britos, natural de Ybytimí; formó un hogar genuinamente paraguayo y estampó su firma en el acta de la independencia nacional.

Entre los alumnos del maestro Escalada, recuerda el citado Pérez Acosta, a los hermanos Machaín, los hermanos Loizaga, Fernando Iturburu, los hermanos Berges, Manuel Pedro de la Peña, los hijos de don Carlos Antonio López, Miguel Haedo, los hermanos Sosa, Mongelós, Carrillo, Recalde y, posteriormente, Cándido Barreiro, los Guanes, Urdapilleta, Cañete, Godoy, Román, Gaona, Legal, Natalicio Talavera, Villagra, Doldán y muchos otros.

La falta de textos obligó al maestro Escalada a hacerlos él mismo, a copiarlos y luego repartirlos entre sus educandos, "a quienes les vendía a precios irrisorios". Se referían sus lecciones a contabilidad, geografía, aritmética, astronomía, cosmografía, latín, francés, geología, "y hasta a medicina e higiene". También preparaba para el notariado. El maestro Escalada - sigue diciendo Juan Francisco Pérez Acosta -, tenía los ojos azules, cabellera larga caída sobre los hombros, barba y bigote recortados al ras, usaba galera alta de la época, una capa española con la que se envolvía, y llevaba bastón.

El padre Maiz dice de él que "en su trato era siempre afable y culto en sus maneras; era un poco bajo de estatura, fisonomía alegre, blanco de cutis y bien poblado de cabellos con sus mechones de canas: el todo de un aspecto simpático y agradable". Y Luciano Recalde, uno de los ex condiscípulos del padre Maíz, decía: "Su rostro ovalado, hermoso y fresco; sus cabellos largos y sedosos, que recordaban los de Jesús Nazareno."

Al ser evacuada la Asunción, durante la guerra de defensa contra la triple alianza, Juan Pedro Escalada también integró la doliente caravana. De regreso a la capital, falleció el 13 de agosto de 1869.


Fuente: Portal Guaraní

Coronel Alfredo Ramos 2139 c/ Mariscal López.
Fernando de la Mora, Zona Norte

(021) 674-000
 0994674000